La palabra y sabiduría de los pueblos son los caminos para fortalecer la unidad y dignidad en la diversidad

Compartir en Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

El Consejo Regional Indígena del Cauca –CRIC- aclara a la opinión pública nacional e internacional, sobre los últimos acontecimientos que se están registrando en nuestros territorios y sobre todo en nuestros pueblos indígenas y/o con sectores campesinos.

Aclaramos que la comunidad del resguardo de La Laguna Siberia, es una comunidad conformante del Consejo Regional indígena del Cauca –CRIC- en tanto que la comunidad de Ovejas hace parte de otra organización hermana del pueblo Misak, pero para nosotros los derechos de una y de otra deben ser respetados, por lo cual antes que se presentara este conflicto territorial, nosotros habíamos  adelantado los diálogos entre las mismas, para evitar que se generaran más contradicción entre pueblos hermanos.

Es evidente, que nuestros enemigos generan los conflictos internos como estrategia de fragmentación de nuestra unidad como pueblos, como está sucediendo en Siberia, Caldono, que ha puesto en peleas internas entre la comunidad Misak y los Nasas en el territorio de la Laguna, Siberia. En ese sentido, manifestamos que nuestra organización regional  como es el CRIC, ha estado acompañando permanentemente a las comunidades, siempre manteniendo nuestra apuesta política de resolver esta dificultad a través del dialogo y la palabra entre pueblos hermanos, esperando que lleguemos a una pronta solución donde todos salgamos victoriosos.

Todo esto, nos preocupa y sobre todo nos indigna ya que se aprovecha estos escenarios para señalarnos, generar odios y rencores contra nuestra organización. Donde a través de las redes sociales, circulan diversos textos y mensajes anónimos, como; “El Oportunismo y Cinisno del Cric” que son expresiones utilizadas por la ultraderecha de este país. También, desde el primero de agosto del 2018, circula un comunicado cuyos autores se identifican como Campesinos de la ANUC de Norte del Cauca, donde manifiestan que nuestras pretensiones son las de ocupar sus territorios y llaman a la confrontación con nuestras comunidades.

Como organización de lucha y resistencia histórica del Cauca, Colombia y Latinoamérica, nos mantenemos en nuestra posición política de continuar defendiendo y protegiendo nuestros pueblos de los grandes monopolios que pretenden despojarnos de nuestros territorios. Así mismo, con los sectores sociales como es el caso de la ANUC departamental mantenemos un espacio de diálogo para resolver asuntos territoriales y generar estrategias de fortalecer nuestra unidad.  Incluso hemos conformado un espacio departamental  ANUC-CRIC cuyas conclusiones son transmitidas a la ANT y al Ministerio del Interior, con seguimiento de la Procuraduría Agraria.

Es importante mencionar, que el Consejo Regional Indígena del Cauca –CRIC-, se fundamenta en la sabiduría de la palabra que brota desde el corazón de los pueblos, ella está plasmada en los principios de la plataforma  política de UNIDAD, TIERRA, CULTURA y AUTONOMÍA.

Nuestro proceso de lucha no es perfecto, existen debilidades y conflictos, pero lo resolveremos para convertirlos en fortalezas, mediante la sabiduría y la apalabra bajo la orientación espiritual de nuestra madre tierra que nos guía por el camino del equilibrio y la armonía comunitaria.

Hacemos un llamado a que las Autoridades Tradicionales del Resguardo de la Laguna, Siberia y la comunidad MIsak de Ovejas se sienten lo más pronto posible y resuelvan a través del dialogo esta situación territorial y se lleguen a unos acuerdos donde salgan beneficiadas las dos comunidades, y a que no se siga agudizando la tensión entre las partes.

Responsabilizamos al Gobierno Nacional y la Agencia Nacional de Tierras, por esta situación lamentable que se está presentando con estas dos comunidades, debido a la irresponsabilidad de no concertar debidamente estas apuestas territoriales en Siberia, Caldono. Y exigimos en la mayor brevedad buscar una solución para darle una salida rápida y entre tanto, generar una dinámica de respeto entre las partes.

Invitamos a todos y todas, a las organizaciones del movimiento popular de la región y el país, a no dejarnos fragmentar o dividir, por la estrategia de nuestros contradictores. Llamamos a los procesos de coordinación y unidad, a seguir tejiendo juntos el nuevo paradigma del buen vivir en busca de la dignidad humana.

CONSEJERIA MAYOR

CONSEJO REGIONAL INDÍGENA DEL CAUCA –CRIC-

Popayán, 03 de agosto del 2018

Publicaciones relacionadas