Inicio
Cauca: Ejército estaría planeando nueva masacre en el Naya

Cauca: Ejército estaría planeando nueva masacre en el Naya

  TEMOR EN EL NAYA: INVASIÓN MASIVA DE TROPAS ASÍ COMO EN EL 2001 CUANDO COMETIERON LA MASACRE   Recibimos este llamado de una comunera del Alto Naya que compartimos literalmente con carácter de urgencia para convocar el rechazo solidario que impida una nueva masacre...

Caravana de solidaridad para nuestros hermanos indígenas

Caravana de solidaridad para nuestros hermanos indígenas

  Solidaridad con nuestros hermanos indigenas. Como es de su conocimiento en el territorio del Norte del Cauca los compañeros indígenas vienen desarrollando una minga por la liberación de la madre tierra, una fuerte lucha contra grandes propietarios y magnates de la economía...

Una nueva muerte en San José de Apartadó

Una nueva muerte en San José de Apartadó

  Nuevamente nuestra Comunidad de Paz deja constancia ante la humanidad y la historia sobre nuevos hechos contra la población civil de nuestro entorno geográfico y social:

  • Cauca: Ejército estaría planeando nueva masacre en el Naya

    Cauca: Ejército estaría planeando nueva masacre en el Naya

    Miércoles, 25 Marzo 2015 16:18
  • Caravana de solidaridad para nuestros hermanos indígenas

    Caravana de solidaridad para nuestros hermanos indígenas

    Jueves, 26 Marzo 2015 10:44
  • Una nueva muerte en San José de Apartadó

    Una nueva muerte en San José de Apartadó

    Jueves, 26 Marzo 2015 12:23

Nuestra Palabra

Cauca: Esmad y ejército agreden a comunidades indígenas que liberan madre tierra en la Emperatriz - Caloto

 salida del ejercito ...Las comunidades de Huellas, Toez y Lopez Adentro se encuentran desde el pasado 5 de marzo realizando la liberación de la Madre Tierra en la Hacienda La Emperatriz. Hasta hoy, hubo 4 intentos de desalojo por parte de la fuerza pública.
 
Después de que la guardia indígena sacó de manera pacífica al Esmad de la hacienda La Emperatriz, el pasado 6 de marzo, no volvió a presentarse otro intento de desalojo. Los comuneros concentrados en esta finca, permanecen de manera pacífica, dedicados a cultivar la tierra. En el día trabajan y en la tarde se van a descansar a los cambuches de sus respectivas comunidades.

Menú Multimedia

  • Video inicio

    Solidaridad con nuestros hermanos indígenas

Nuestra Palabra Kueta Susuza

Contexto Colombiano

  • Tras 18 años de resistencia, nuestra Comunidad de Paz llega a una simbólica mayoría de edad en medio de una persecución persistente

    El 23 de marzo nuestra Comunidad de Paz rodeada de muchas personas y organizaciones sociales nacionales e internacionales, diplomáticos y personalidades conmemoro 18 años de vida, de memoria y de resistencia pacifica desde acciones alternativas no violentas; son años de lucha sembrando alternativas pacificas donde la muerte sin dar tregua ha arrasado con la vida a través de los mas perversos métodos.

     
  • Hidroituango: La radiografía de un desalojo pregonado

    Río Cauca, segunda cuenca hidrográfica del país, epicentro de vida que se extiende a través de un extenso paisaje provisto de múltiples floras, de exuberante fauna. A orillas de uno de sus tramos, la majestuosa panorámica arropada por una amplia gama de verdes y ocres, contrasta con la fría y absurda realidad subsistente en versión antagónica: la lógica del capital versus el desplazamiento masivo de los moradores de aquel territorio.
     
  • Putumayo no a la Megaminería

    putumayo
    El 30 de marzo de 2014 las autoridades tradicionales de los 6 cabildos Inga y Kamentsá del Valle de Sibundoy le dijeron NO a las pretenciones de explotación minera de la empresa Anglo American y de cualquier otra transnacional de destrucción 
     

Vivencias Globales

  • Brasil: Árboles transgénicos y resistencia campesina

    árbEl 5 de marzo de 2015, mujeres del Movimiento de Trabajadores Sin Tierra (MST) y Vía Campesina Brasil protagonizaron la primera liberación comercial de árboles transgénicos en América Latina. Cerca de mil mujeres ocuparon una planta de FuturaGene en Itapetininga, estado de São Paulo, arrancando plántulas de eucaliptos transgénicos de esa empresa, propiedad de la transnacional brasilera Suzano Papel e Celulosa, una de las diez mayores productoras globales de celulosa.
     
     
  • Guatemala: Detención ilegal de Rigoberto Juarez, un defensor del territorio

    "Un Preso Político más: Rigoberto Juárez defensor del territorio. </p><br /><br /><br /><br />
<p>Esta tarde Rigoberto Juárez Mateo fue detenido de forma arbitraria y se convierte en un nuevo preso político del Estado guatemalteco. Rigoberto Juárez es representante del Gobierno Plurinacional de la Nación Q'anjob'al, Chuj, Akateka, Popti y Mestiza de 16 municipios de Huehuetenango. Juárez es criminalizado por defender el territorio y el agua.</p><br /><br /><br /><br />
<p>En el momento de la detención, por parte de agentes de la Policía Nacional Civil (PNC), no se mostró una orden de juez competente. Junto con Rigoberto fue detenido Domingo Baltazar, ambos miembros de la autoridad comunitaria de Santa Eulalia, Huehuetenango. </p><br /><br /><br /><br />
<p>Durante la detención, mediada por el uso de la violencia, se  agredió físicamente al abogado Ricardo Cajas, cuando éste les pidió que se identificaran y mostraran una orden de detención en contra de Rigoberto Juárez.</p><br /><br /><br /><br />
<p>Los representantes comunitarios detenidos habían viajado a la capital para denunciar las violaciones de la que fueron objeto autoridades ancestrales y varios periodistas e pasado 19 de marzo del presente año, cometidas por el alcalde Diego Marcos Pedro, miembros de la corporación municipal y gente afín a las autoridades. </p><br /><br /><br /><br />
<p>Las autoridades ancestrales Q’anjob’al fueron agredidas por la corporación municipal el jueves 19 de marzo durante una actividad pública para la apertura de la Radio Comunitaria Snuq’ Jolom Konob, durante 4 horas fueron agredidos verbal y psicológicamente, también fueron amenazados, por esta razón una delegación viajo a la capital para realizar las denuncias ante la Fiscalía de delitos contra Defensores de los DDHH del Ministerio Público (MP), la Procuraduría de los Derechos Humanos (PDH) y la Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos de las Naciones Unidas en Guatemala.</p><br /><br /><br /><br />
<p>Desde el año 2011 han sido varias las ocasiones en las que representantes del Gobierno Plurinacional han viajado a la capital para denunciar los atropellos que comete las empresas hidroeléctricas en todo el territorio maya Q’anjob’al, concretamente en el caso de la empresa Hidro San Luis, en Santa Eulalia, que de acuerdo con los líderes, atenta contra los derechos de las comunidades opuestas al proyecto hidroeléctrico.</p><br /><br /><br /><br />
<p>Esta detención arbitraria se suma a la larga lista que desde el año 2012 se acrecentó como una de las estrategias del Gobierno y Empresas para desarticular la oposición pacífica y organizada de los pueblos frente al modelo de despojo de las empresas.</p><br /><br /><br /><br />
<p>Ciudad de Guatemala, 24 de marzo 2015.<br /><br /><br /><br /><br />
Por Nelton Rivera."
     
    Rigoberto Juárez es autoridad ancestral maya Q'anjob'al y ha sido criminalizado por las empresas extractivas, hidroeléctricas, corporación Municipal y Gobierno de Guatemala por defender los Derechos Humanos. Rigoberto Juárez Mateo viajó a la ciudad capital para interponer una denuncia ante Ministerio Publico, la Procuraduría de los Derechos Humanos y la Oficina del Alto Comisionados para los derechos Humanos en Guatemala: por las amenazas y agresiones que sufrió por parte del Alcalde Diego Marcos Pedro, el día 19 de marzo 2015, en la actividad para la reinstalación de la Radio Comunitaria Snuq Jolom Konob. 
     
  • Confirmado: El glifosato de las fumigaciones puede provocar cáncer

     
    La Organización Mundial de la Salud (OMS) confirmó lo que hace más de una década afirman pueblos fumigados, vecinos en lucha, organizaciones sociales y académicos que no responden al sector empresario.
     

Comunicados

Resolución Nº 001 2015 Resguardo Indígena de Canoas Norte del Cauca

La autoridad  tradicional  del resguardo de canoas, en usos de sus facultades legítimas y legales que le confiere la ley del origen, el derecho propio, la ley 89 de 1890, la constitución política, reafirmado por la declaración universal de los derechos de los pueblos indígenas, de los tratados y los convenios internacionales.

(134)
Corinto - Cauca: Los desafíos prosiguen y el tacho se irrumpe
Después de una leve calma las comunidades indígenas posesionadas en el territorio Indígena Ancestral (Miraflores, García Arriba, García Abajo, Quebrada Seca, Granadita, el Cultivo y Caucana, a pesar de haber mencionado que:
(848)

Documentos

Alerta temprana sobre situación de miembros de la Asociación Campesina de Santander ASOGRAS
SABANA DE TORRES MARZO 2015.  Alerta temprana: La Asociación Campesina de Santander “ASOGRAS” pone en conocimiento de la comunidad nacional e internacional la activación de alerta temprana y prevención de hechos de amenazas, detenciones y seguimientos contra miembros de la Asociación Campesina, organización integrante de la Mesa de Unidad Agraria y de la Cumbre Agraria.
(18)
“No hay excelencia educativa con hambre”
La comunidad educativa del municipio de Bolívar, en el departamento del Cauca, manifiesta nuevamente la continua anormalidad en la prestación del servicio de restaurante escolar como estrategia del Programa de Alimentación Escolar - PAE para el año 2015. De igual manera se plantea la inconformidad con el consorcio Cauca 2015, quien a la fecha no ha llegado a la totalidad de unidades educativas rurales.
(27)

ACIN - Çxhab Wala Kiwe

Los indígenas del Cauca dan una lección al mundo

Ratio:  / 0
MaloBueno 
altLa gente del Cauca está enseñando. Quien tenga oídos para oír, que oiga…En estos últimos días apareció en los diarios brasileños la noticia de que un grupo de indios colombianos había ocupado una base militar en la ciudad de Toribio, región del Cauca, expulsando de allí al ejército. 
La noticia señalaba que los indígenas estarían cansados de vivir bajo el fuego cruzado de las fuerzas estatales y la guerrilla comandada por las Fuerzas Armadas Revolucionarias Colombianas, las FARC. Pero la sola noticia no da cuenta del largo proceso de lucha y de resistencia de las comunidades indígenas en esa estratégica región. Como de costumbre le ha faltado a la prensa brasileña la contextualización de los hechos.
 
La zona del Cauca se considera un importante y estratégico corredor que vincula la región amazónica al océano Pacífico y permite igualmente el paso al Ecuador, razón que ha alimentado la disputa entre el Estado y las FARC. Hay que añadir asimismo que la situación de guerra civil que vive Colombia tampoco es de ahora. Comenzó en el año 1948 cuando fue asesinado Jorge Gaitán, un político progresista liberal, en vísperas de ganar la elección presidencial, lo que desató una explosiva revuelta popular violentamente reprimida por las fuerzas reaccionarias, que ordenaron el crimen. Desde ese momento la población se vio obligada a armarse para enfrentarse a las fuerzas del ejército como también a numerosos grupos de bandoleros que aprovechaban del caos para robar y saquear.
 
Esta situación de inseguridad y de profunda violencia generó también –en la década de los 60– las fuerzas revolucionarias que bajo la inspiración marxista trataron de organizar al pueblo para alcanzar una ordenada toma del poder. Pero América Latina vivía la sorprendente revolución cubana y la reacción de los EE.UU. fue inmediata. No iban a permitir que surgiera otro foco socialista en su patio trasero. No fue por nada que desde los años 60 las dictaduras proliferaron en el continente.
 
A lo largo de los años y con la ayuda militar de los EE.UU. las fuerzas conservadoras siguieron dominando en Colombia, enfrentando persistentemente la reacción revolucionaria. Ese proceso que aún hoy continua ha causado profundas heridas en el tejido social. Los conflictos y combates que han segado la vida de mucha gente ya duran más de sesenta años. Y como si no fuera bastante persisten en el país los llamados paramilitares, grupos de combate contra la guerrilla formados por militares y mercenarios que imponen el terror. A estos se suman los narcotraficantes financiados por el sistema internacional que también invierten en milicias armadas. En el medio se encuentra el pueblo, la gente que quiere vivir en paz.
 
La región del Cauca es una de las más asoladas por los grupos armados debido a su estratégica localización. Allí viven comunidades indígenas que en todos estos años han venido entregando a sus hijos ya sea al ejército o a la guerrilla y que cotidianamente sufren los ataques de esas fuerzas armadas. Se trata de por lo menos unas 570.000 hectáreas de tierras comunales, en las que esas comunidades plantan y crían sus animales tradicionalmente.
 
La guerra civil que explotó en 1948, poco a poco fue perdiéndose en la memoria de la gente. Generación tras generación se vio enredada en conflictos y en la diaria lucha por la supervivencia. Muchos de los que vivieron los primeros años del conflicto fueron muriendo en el camino y se volvieron cada vez más oscuros los motivos de la revuelta. Hace ya mucho tiempo que Colombia busca el camino de la paz pero no logra pavimentar ese derrotero. En primer término porque el poder económico asociado a los EE.UU. no tiene la menor intención de que sus aliados dejen el poder. Por otra parte la guerrilla no avanza y se mantiene en perpetua resistencia. Y en medio de ese fuego cruzado está la gente común.
 
Los indígenas colombianos tienen una larga historia de luchas y resistencias. Primero contra el agresor colonial y ahora contra el Estado terrorista. La región del Cauca es especialmente muy aguerrida. A partir de 1971 la población indígena organizó el Consejo Regional Indígena del Cauca o CRIC, organización que ha sido protagonista de muchas luchas hasta llegar a organizar un grupo armado de autodefensa que terminó deponiendo las armas mediante un acuerdo de paz en 1991. Como todos los demás colombianos necesitaban defender sus vidas. A partir de la organización del CRIC los indígenas comenzaron a reivindicar sus derechos absolutamente perdidos en lo referente a la tierra, la educación, la salud, la protección de la naturaleza destruida por las empresas mineras.
 
La expulsión del ejército de sus tierras así como la de cualquier otro grupo armado –del tipo de las FARC, los paramilitares o los narcotraficantes– se halla amparada por la decisión comunitaria de poner fin a la sistemática desaparición de personas. “Queremos sembrar en nuestro territorio la paz telúrica e incorporarla a nuestra vida comunitaria”, dicen. Pero esa paz de la que hablan no es la de los vencedores de turno lo que significaría la muerte o el sometimiento de las comunidades ya sea al ejército o a la guerrilla. A ellos no les interesa dominar el territorio sino conservarlo para las futuras generaciones.
 
Una vez más los indígenas están tomando la palabra, siempre ignorada durante más de 500 años.
 
La forma de organizar la vida planteada por las comunidades indígenas no se parangona con el capitalismo imperial, como quiere el gobierno, ni con la forma socialista de matriz europea, como quiere la guerrilla. Los indígenas quieren vivir su vida sobre la base lógica de sus ancestros, con autonomía y autogobierno. Ellos quieren tener derecho a su forma de impartir justicia comunitaria, de escoger su economía, su educación y su salud. Quieren tener derecho a conservar, proteger y administrar los recursos naturales de su territorio. Por eso derribaron los portones del ejército y las carpas de los guerrilleros. “Tanto unos como otros nos expropian, nos quitan la vida y nos niegan el derecho a vivir según nuestra autónoma voluntad. Unos nos importan la guerra y los otros quieren enseñarnos a resistir. Ambos nos ignoran como pueblo” dicen.
 
De modo que las comunidades vinculadas al CRIC siguen una simple pauta de cuatro puntos:
 
1.- Que salgan todos los grupos armados de su territorio
 
2.- Que respeten la forma de organizar su vida
 
3.- Que dejen a su cuidado los recursos naturales
 
4.- Que no se sigan aprovechando de sus sufrimientos y que tampoco hablen de su resistencia.
 
Los indígenas del Cauca quieren que los reconozcan como comunidades autónomas y capaces. Basta ya de la vieja cantinela de que los pueblos autóctonos necesitan tutela y protección. Mantener esa visión es estancarse en el peor momento del mundo medieval. Es preciso que la izquierda y los intelectuales comprendan de una vez por todas que para entender al mundo indígena deben despojarse del paradigma occidental-eurocentrista y mirar al mundo con una óptica diferente, una visión autóctona. Ese ejercicio de humildad y respeto es hoy una obligación en América Latina. Las gentes del Cauca lo están mostrando. Quién tenga oídos que oiga.
 
 
Elaine Tavares
Brasildefato.com
 
Traducido para Rebelión por Susana Merino

 

Comments   

 
#1 Eric van den HOVE 2012-07-23 07:17
Lo unico que me permito ofrecer para este texto tan claro, es intentar ayudar a divulgar su mensaje.
Personalmente mi creencia es que el problema esta no en los grupos, sino en las armas de fuego. Mi propuesta es que la asociacion indigena (cualquiera que sea) promulga un tratado que mencione que: Cualquier persona (legal o ilegal) que utilice, posea, comercialice o produzca armas de uso privativo de las fuerzas armadas es declardo PERSONA NO GRATA en su territorio.
Para que los cabildos uno por uno segun la decision de sus mayores, se suscriba al tratado y lo haga cumplir.
Luego mi sugerencia es que el tribunal indigena, realice un juicio a las empresas que producen armas y que permite por su negligencia que terminen causando daño en personas inocentes.
Pensando Bonito - Diciendo Bonito - Haciendo Bonito.
 

Add comment

Visitas

7038083
Hoy
Ayer
Esta semana
La semana pasada
Este mes
El mes pasado
Todos los días
8929
0
61703
0
8929
321333
7038083

Tu IP: 54.161.146.154
Server Time: 2015-03-27 19:30:44

Asociación de Cabildos Indígenas del Norte del Cauca - ACIN CXAB WALA KIWE - Territorio del Gran Pueblo correo electrónico: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. Calle 3 - 7 A 20. Telefax: (2) 8290958 - (2) 8293999 Santander de Quilichao - Cauca – Colombia. Desarrollado por Gustavo Ulcué Campo Nasalucx Comunicaciones